Coloquio sobre derechos del consumidor

Juan Antonio Peribonio: “Sernac aspira a cambios estructurales en el sistema”

Como muy positiva calificó el Director nacional del Servicio Nacional del Consumidor, Sernac, Juan Antonio Peribonio, la entrada en vigencia de la primera parte del denominado “Sernac Financiero”, que comenzó a regir el 5 de marzo pasado, normativa que calificó además como trascendental e histórica, pues a su juicio “marcará un antes y un después en materia de defensa del consumidor financiero, no sólo en Chile sino que en Latinoamérica”.

Estas expresiones las manifestó al participar en el coloquio “Nuevos desafíos para el Derecho del Consumo”, realizado en el Aula “Luis Vicuña Suárez” de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de la Universidad de Valparaíso y que estuvo organizado por los departamentos de Derecho Civil y Derecho Económico de la Escuela de Derecho, en conjunto con el Centro de Estudios de Derecho Privado “Victorio Pescio”, integrado por un grupo de estudiantes del plantel.

En esta actividad participaron también como panelistas los académicos de la Universidad Diego Portales, Francisca Barrientos Camus (Derecho Privado) y Eduardo Escalona (Derecho Económico) y actuó como moderadora la profesora de Derecho Civil de la Universidad de Valparaíso, Pamela Prado.

Asistieron además el decano de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales, profesor Alberto Balbontín; el director de la Escuela de Derecho, Ricardo Saavedra; académicos y estudiantes.

Al comentar la entrada en vigencia del nuevo marco legal denominado “Sernac Financiero”, Juan Antonio Peribonio hizo un balance positivo de los casi dos meses en que está rigiendo. “Es un mercado muy complejo de entender, pero con la implementación de esta nueva normativa, los consumidores del mercado financiero están apreciando un verdadero cambio en materia de defensa de sus derechos, por eso es que el balance hasta ahora ha sido muy positivo”.

La autoridad explicó que el Sernac Financiero trata sobre una ley que entrará en vigencia en forma escalonada, correspondiendo la primera etapa a un catálogo de nuevos derechos de los consumidores en este ámbito (regulación de contratos de los créditos, cuáles son las obligaciones de las partes, que el cliente sepa claramente qué está firmando y cuánto pagará finalmente, etc.) y que en estos momentos se está socializando al máximo a través de campañas de información.

El director del Sernac reconoció que estos temas son muy áridos y difíciles de comprender por la comunidad no experta. “Es un verdadero desafío dar a conocer estos derechos a los consumidores, pero por eso nos hemos dedicado intensamente a ofrecer charlas, seminarios y actividades explicativas por todo el país, como también nos hemos dedicado a capacitar a nuestros funcionarios del Sernac de Arica a Punta Arenas para que estén en condiciones de entregar información útil a los consumidores”, agregando que lo mismo han replicado con funcionarios de Sernatur, IPS, de los municipios y de Biblioredes.

En cuanto a las alianzas con las universidades, el director nacional del Sernac dijo que su intención es mantener un contacto permanente con estas instituciones “ya que dentro de la academia logramos replicar todo lo que deseamos transmitir y eso es muy positivo además para la formación de los profesores y alumnos, pues así se van comprendiendo estos nuevos marcos legales que benefician a toda la comunidad”.

Incluso, Juan Antonio Peribonio se mostró partidario de que las mallas curriculares de las carreras universitarias incorporen el ramo de Defensa del Consumidor, “anual y obligatorio, ya que estos derechos son irrenunciables y benefician a todos, al igual que lo hace la Ley del Trabajo y otras normas que afectan transversalmente a la comunidad”.

OTRAS INTERVENCIONES

Por su parte, la profesora de la Universidad Diego Portales, Francisca Barrientos se refirió extensamente al tema de las “ventas atadas”, detallando sus conceptos asociados, implicancias y formas en que se materializan y promueven a los consumidores. Dijo que no necesariamente eran una fórmula negativa para los clientes, pues habría casos en que los beneficiarían. “No debería ser una práctica estrictamente negativa ni restringida 100%; sería deseable que la ley explicitara bien los daños que estas ventas atadas ocasionan en cada caso en particular”, acotó.

En tanto, el profesor Eduardo Escalona, también de la Universidad Diego Portales y abogado del estudio Philippi Irarrázabal, analizó los roles y atribuciones que tiene el Sernac, contrastándolos con los que poseen las superintendencias sectoriales. Asimismo, sostuvo que personalmente defiende la idea de efectuar un mínimo cambio legislativo en materia de defensa de los consumidores y que tendría mayor impacto en lo que se refiere a reparación de daños a las personas afectadas por malas prácticas de las empresas y consiste simplemente en cambiar el orden de aplicación de las sanciones: primero reparar al consumidor, con las respectivas indemnizaciones civiles que espera, y luego aplicar las multas que en rigor son recaudaciones que van en directo beneficio de organismos del Estado.

Galería Imágenes
Compartenos en tus redes
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest